07 May 2014

Alquilar el vestido de novia, un modo económico de ir espectacular

Antes de empezar con lo que hoy tenía planeado, quería daros las gracias. Gracias por los comentarios que me dejasteis ayer en el post de nuestra preboda, por los de Instagram, de Facebook y Twitter, de verdad, algunos me llegaron al corazón.
Mientras estaba en clases de inglés, me llegó una notificación de Instagram. La curiosidad me pudo, y de reojillo leí el comentario. Era de mi socia de boda (socia porque nos casamos el mismo día, el día más bonito para casarse del mundo), Natavidema, e inmediatamente se me pusieron todos los vellos de punta e incluso se me empañaron los ojos. ¡A mí, la mujer de hielo! La boda me está volviendo vulnerable…?? En fin, todo esto para deciros muchísimas gracias por el cariño, me estáis haciendo más sensible cada día.
Ñoñerías aparte, que entre los besitos de las fotos y estos primeros párrafos, me estáis robando mi identidad, hoy quería hablaros de vestidos de novia.
Es más que evidente, que el vestido de la novia es el secreto mejor guardado de la boda y que todas, sin excepción, queremos ir preciosa en nuestro día. Pero, ¿qué ocurre cuando el presupuesto no da?
Como siempre, tenemos dos opciones: renunciamos al vestido de nuestros sueños y nos decantamos por uno más económico, o lo alquilamos y lucimos un vestido espectacular a un precio totalmente asequible. Yo, no lo dudaría, la segunda opción es la mejor.
Al fin y al cabo, el vestido de novia lo vamos a usar, a lo sumo, dos veces; boda y post-boda (vale, las hay que somos más frikis, como aquí Martina, que sueña con Novias con Morriña Vol. 2, y que espera usar su vestido hasta para ir a comprar pescado), por no hablar del engorro que debe suponer guardarlo en el armario para la eternidad.
Una buena opción para las que andáis justillas de presupuesto y no queréis renunciar a ser la más bella entre las bellas, es alquilar vuestro vestido en Innovias.

En Innovias, confeccionan vestidos de novia con los mejores tejidos, patrones y diseños para que luzcamos tan espectaculares como merecemos el día de nuestra boda. Además, cuenta con una gran variedad de modelos con los que cubren la mayor parte de los estilos. Vamos, que la que no va impresionante el día de su boda es porque no quiere.

En Novias con Morriña, donde todas mis compis blogger volvieron a lucir sus vestidos de novia, Nati de De bodas con Nati y yo, que aún andamos solteras por el mundo, así como Pili de Ir de boda que no os lo he dicho pero, al estar esperando a su pequeña Rocío, tampoco pudo llevar el suyo, tuvimos la suerte de llevar vestidos de esta firma, y os aseguro que los trajes eran espectaculares. Se notaba la calidad de los acabados y no tenían nada que envidiarle a los de el resto de bloggers que eran todos de grandes firmas.

Además, me resultó increíble lo bien que nos quedaban, después de sólo haberle dado nuestras medidas telefónicamente. Deben tener grandes profesionales que conocen el cuerpo de la mujer a la perfección, porque acertaron de pleno con los arreglos.



Así que, amigas, no lo dudéis, si os parece un despropósito gastar tantísimo dinero en un vestido que al fin y al cabo no volveremos a usar, alquilar el vestido es la opción perfecta.
Uff, he conseguido terminar el post sin más empalagosidades, ¡¡gracias a Dior!! xD

Comentarios ( 3 )
  • Sara Aguilar Belmonte p:

    Aiix a mi eso de alquilar no me convence, se que hay veces que es necesario pero ya que es mi boda…me gustaría tener el vestido siempre! Aunque reconozco que es una buena opción depende en que casos!

  • Gilda p:

    Una muy buena amiga mía se casó con un vestido de Innovias… y he de reconocer que era VESTIDAZO! Estaba preciosisisisima!

  • Anonymous p:

    Martina, lo acabo de leer, voy a mil (qué te voy a contar) y leo con retraso. Gracias socia!!! Tengo ganas de que llegue el día para disfrutarlo y para verte a ti! Lo que una fecha ha unido que no lo separe el hombre. Besos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *