02 Feb 2013

La temida lista

Locura, locura, locura!!
Resulta que el otro día me puse a hacer la lista -por encima- de los invitados a nuestra boda. Sólo quería saber un número aproximado para empezar a hacer detallitos, comprar materiales, etc. Yo pensaba que ni de broma llegaríamos a 200. Pero cual fue mi sorpresa cuando vi que lo superaríamos y con creces.
Pedí a mi madre que hiciera su lista, e hizo lo mismo con mi padre -están separados- y mis suegros. Nosotros -mi novio y yo- sólo nos hemos encargado de hacer la de nuestros amigos.
Pues bien, la de mi padre es perfecta. Él sólo tiene dos hermanos, y con uno de ellos no se lleva precisamente bien, así que dice que no piensa invitarlo -él sabrá- y yo encantada, porque casi ni lo conozco. El otro, no tiene hijos y sólo irá con su pareja.
La de mis suegros, también está bastante bien; las hermanas de mi suegra, los hermanos de mi suegro, la abuela y los primos. No suman más de 45 personas. Amigos tampoco tienen muchos, ya que suelen salir con la familia.
Wau, parece que mi idea de no ser más de 200 va sobre ruedas…Qué ilusa yo…
Llegó el turno de la lista de mi madre. LA LISTA. LA GRAN LISTA.
Nombres, nombres y más nombres. Su lista tenía nada más y nada menos que 110 personas. ¿Estamos locos? Enseguida puse una cara de susto que ella misma notó, y automáticamente me dijo: «¿qué culpa tengo yo de tener 11 hermanos?». Y es verdad, qué culpa tiene la pobre…
Además de mis 11 tíos, sus 11 parejas, mis 27 primos con sus 27 parejas, sus 22 hijos… -Aish, me agobio sólo de pensarlo-, mi madre tiene -obligatoriamente, por lo visto- que invitar a sus 20 amigos. Sus amigos de la infancia, sus amigos de ahora, sus amigos del trabajo… es la madre con más amigos del mundo!!
Por último la lista de nuestros amigos. Haciendo un recuento rápido, están: mis amigos, los amigos de mi chico, nuestros amigos, mis amigos del instituto, los suyos, y los de la universidad. Ah!, también están los amigos de veraneo de Mr. A. Total 100 personas más!
Cuando fui a sumar todos, casi me da un patatús! Eran casi 300. Afortunadamente, hay muchos niños -30 aproximadamente- que, si van -todavía no hemos decidido si será una boda sin niños- no habrá que darles ni los detallitos, ni hacerles invitación… Ese es mi consuelo.
Además, tenemos que sentarnos a depurar esta lista y eliminar, al menos 50. Así que los 50 que eliminemos, más los que no vayan, espero que seamos alrededor de 200. ¡OJALÁ!
En fin, tendremos que esperar mucho para saber cuántos seremos finalmente, pero lo que está claro es que con los 120 maceteritos de terracota que compré, no serán suficientes. Tendré que re-encargar más 🙁
Nos leemos, Martina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *